Costura

La artesana tomó los rulos y la cuerda y les hizo una cosa encantadora.

Convertir los rulos en muñecas encantadoras es fácil y simple. Papilotki flexible perfectamente modelado, y por lo tanto el juguete será funcional. Las muñecas hechas en casa pueden ser no solo las favoritas de los juegos infantiles, sino también un elemento de decoración elegante. El tiempo para trabajar tomará un poco.

Para trabajar en una muñeca necesitarás:

  • rulos suaves - 2 piezas;
  • cuerda o cordel
  • tubo de cóctel;
  • restos de ropa (idealmente, el material no debe desmenuzarse);
  • un poco de tejido de punto monocromático o un calcetín de cuerpo o color innecesario;
  • Perlas para los ojos.

Habiendo combinado 2 papillots, los envolvemos en el medio con hilos fuertes.

Queda por doblar las partes superiores, y el torso está listo.

Crea el primer artículo de ropa - bragas. Fijarlos con pegamento o hilo.

Formamos la cabeza de un calcetín o una pieza de tejido de punto. Utilizamos como elemento de conexión un tubo de cóctel.

Para la resistencia estructural, hacemos varias vueltas de hilo a través de los brazos y el cuello.

Formamos la cara y unimos el cabello a la cabeza: las opciones aquí pueden ser diferentes.

No te olvides de los cosméticos.

Queda por ocultar los extremos de los rulos, las palmas de las manos y los pies. Para esto necesitas dividir 4 partes idénticas. Coserlos en parejas (no hasta el final), sacar y rellenar con relleno.

Queda por unir las extremidades y ponerlas sobre el pegamento.

Si los rulos con talones, entonces será más conveniente.

Cubrir fácilmente las articulaciones de prendas de vestir. Perfectos para esta prenda de pelo, se pueden usar como calcetines.

Nuestra muñeca está lista. Sólo queda por venir con ropa.